Recetas a tu gusto

Aperitivos Dulces y postres Primeros platos Segundos platos


Costillas de cerdo con salsa barbacoa

Por: | 0 comments | 3 abril 2014 | Categoria:
  • Tiempo: 1 hora
  • Dificultad: Fácil
  • Raciones: 4

Todos conocemos las costillas de cerdo con salsa barbacoa, los restaurantes norteamericanos de comida rápida las han popularizado de sobra en nuestro país. Además de estar muy ricas y de poder perder los modales cuando las comemos, son fáciles de hacer y, sobre todo con el buen tiempo a la vuelta de la esquina, son una idea estupenda para contentar a niños y adultos en una barbacoa.

Eso sí, las salsas con las que los norteamericanos inundan profusamente sus barbacoas suelen ir cargaditas de azúcares variados, así que no hay que abusar de ellas. Las costillas en este caso, como cualquier otra carne, solo necesitan de un toque de salsa para darles buen sabor.

Ingredientes para 4 personas

  • 2 costillares grandes
  • 250 ml de vino blanco
  • 3 hojas de laurel
  • agua para cubrir las costillas
  • sal al gusto
  • salsa barbacoa al gusto

Elaboración

Para que las costillas de cerdo queden bien tiernas hay varias opciones: Asarlas en el horno a temperatura baja (alrededor de 140°) y tapadas durante hora y media como mínimo, hacerlas en una barbacoa abierta también muy despacito al principio, para darles un mayor tueste al final, o cocerlas previamente en agua sazonada para al final darles un golpe de grill en el horno. Esta es la manera de hacerlas más cómoda y rápidamente, y es la que os vamos a explicar hoy. El resultado es estupendo y podemos hacerlas dentro de casa en cualquier época del año.

Ponemos las costillas en una olla grande, si es necesario, para manejarlas podemos cortar los costillares por la mitad. Añadimos el vino, las hojas de laurel y cubrimos con agua. Llevamos a ebullición y las cocemos 30-35 minutos. También podemos cocerlos en olla a presión, el tiempo que indique vuestro fabricante.

Encendemos el grill del horno a máxima potencia y lo dejamos que se caliente por lo menos 10 minutos. Escurrimos las costillas de su agua de cocción y las ponemos en una rejilla que pueda colocarse a un nivel alto del horno, cerca del grill. Salamos bien las costillas por ambas caras y las asamos en el grill el tiempo que veamos necesario, solo hasta que se tuesten a nuestro gusto, puesto que ya están cocinadas por dentro.

Cuando las costillas están bien tostaditas y crujientes, las sacamos a una fuente y las pincelamos con la salsa barbacoa, en la cantidad que prefiramos. Hay a quien le gusta más poner la salsa barbacoa y después tostar las costillas, pero la salsa se requema; en mi opinión poner la salsa al final es la mejor opción. Pero ante la duda, probad ambos métodos.

Recetas similares:
  • Arroz con Costillas

  • Barquitas de queso feta con pera y almendra

  • Muslos de pollo al horno con apio

  • Recetas fáciles de Halloween


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>