Recetas a tu gusto

Aperitivos Dulces y postres Primeros platos Segundos platos


Galletas belgas de almendras

Por: | 1 comments | 24 octubre 2013 | Categoria:
  • Tiempo:  50 minutos
  • Dificultad: Fácil
  • Raciones: 6

En cuanto empieza el fresco me entran ganas de comer un buen dulce o unas buenas galletas con un cafetito frente a la ventana, mientras sientes cómo sopla el viento. ¿No os pasa a vosotros? Por eso hoy os traigo unas deliciosas y crujientísimas galletas belgas de almendras que llevo algún año que otro preparando.

Estas galletas son muy fáciles de hacer, porque no precisan de batir la mantequilla y esas zarandajas, además desarrollan un fantástico aroma y sabor a caramelo o a toffee que impregnará toda la casa. Y eso os pondrá de muy buen humor, os lo digo yo.

Ingredientes

  • 115 g de mantequilla
  • 80 g de agua
  • 200 g de azúcar moreno,
  • 325 g de harina de repostería,
  • 2 cucharaditas de azúcar vainillado
  • 1 pellizco de sal
  • 1 pellizco de canela
  • 1/4 cucharadita de bicarbonato sódico, ,
  • 90 g de almendras fileteadas.

* El azúcar moreno y el azúcar vainillado se pueden sustituir por 210 g de azúcar moreno y el contenido de media vaina de vainilla. No uséis un azúcar que no sea moreno, porque este azúcar no se disuelve casi en esta masa, lo que contribuye a hacer las galletas muy crujientes.

Elaboración

Pesamos la harina, añadimos el bicarbonato sódico y la canela, y tamizamos todo. Reservamos.

Ponemos el agua y la mantequilla en un bol, que calentamos en el microondas hasta que la mantequilla se derrita por completo.

Vertemos esta mezcla en un bol o en el vaso de un robot y añadimos ambos azúcares. Removemos lo justo y agregamos la mezcla de harina y condimentos. Mezclamos bien hasta que quede homogéneo.

Agregamos entonces las almendras fileteadas, removiendo con cuidado para que no se rompan.

Forramos con plástico de cocina un molde rectangular de cake y ponemos la masa en él, aplastando bien y alisando la superficie. Metemos en el frigorífico para que se ponga firme, por lo menos tres horas.

1

Una vez dura la masa, cortamos rebanadas muy finitas con un cuchillo afilado (de 1-2 mm), que ponemos sobre papel de hornear y una bandeja dehorno. Cocemos las galletas a 160° (con aire) / 180° (sin aire) 10 minutos hasta que estén doraditas; les damos la vuelta para que se caramelicen también por la otra cara, otros 10 minutos. Mientras horneamos una tanda mantenemos en el frigorífico la masa sin cortar. Procedemos así con tantas tandas como sea necesario, hasta acabar la masa.

2

Recetas similares:
  • Receta infalible de tarta de queso sin horno

  • La merienda del fin de semana en familia: tortitas saludables

  • Receta de Galletas de Limón y Pistacho

  • Receta de Tarta de Zanahoria


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>